12/11/08

Me pinta.






Muchas veces escuchar este tipo de música melosa y en portugués sobretodo.
Siempre tengo añoranzas de Brasil (¿?) jamás viví allí. No hace mucho me enteré que la madre de mi abuela era una mulata nacida en Paraná que se vino a Corrientes escapando de la esclavitud y por amor a un riojano, él se desterró (o lo desterraron) por enamorarse de una negra (no importa si es mulata, es obscura la piel...es negra), algún día tengo que escribir detalladamente sobre esto.
Pasaron privaciones, pero llevaron adelante una familia que se componía de ellos dos y doce hijos, luego once, uno murió siendo bebé.
Él era sastre y ella lo ayudaba.
Mi abuela me contaba historias muy lindas de su infancia.
Como la vez que estaban todas las tazas para desayunar boca abajo (costumbre por las moscas) esperando a que todos terminaran de prepararse para ir a la escuela. Una de sus hermanas, Angélica, con un martillo fue dándole una a una a las tazas, mi abuela la descubrió y cuando le estaba por decir algo...ni a....Angélica le bajó un martillazo en la cabeza a mi abuela también.
Le quedó un huequito en medio de la cabeza, lo contaba y se lo tocaba sonriendo.

4 comentarios:

Gus dijo...

Hola Abrujandra! Hoy me pinta escribirte porque estoy recien llegado a Paris, luego de pasar tres semanas en la Argentina.

Esta vez no visite SMAndes, porque me quede mas tiempo en la ciudad donde ahora viven mi familia, Tandil.

Pero te escribo para comentarte que me has regalado una sonrisa con las historias de tus ancestros, si, algun dia deberias escribir mas sobre eso.

Todos tenemos algun personaje en la familia, son los que han hecho la vida diferente y le han aportado un 'toque' diferente ...

Es como siempre decimos: los grandes escritores latinoamericanos se han inspirado en las historias con las que todos en ese bello continente crecemos escuchando.

Un beso grande desde la fria y lluviosa (pero siempre bella) Paris !

unServidor dijo...

Hace menos de dos siglos, la mayoría de la población riojana tenía sangre negra. Esto lo leí en uno de los pocos libros que hay sobre esta raza en la Argentina.
Un beso

Abrujandra dijo...

Gus: Bienvenido a ¿París?, ya sé...ya sé...no estoy allá. Pero bueno...tampoco te voy a decir ¡Oh la lá! porque está más quemado que el pan que hice la primera vez.
Renovadas fuerzas luego de embeberte en la familia, qué lindor.
Me alegra que hayas sonreído, algunas cosas tengo escritas pero debo corregir, no me gustan los datos erróneos.
En mi familia abundan los personajes jejeje de toda laya.
Otro beso y gracias por pasar.

Abrujandra dijo...

Unservidor:¿No me dá el nombre del libro? Me debe usté el carné de la Asociación Protectora de Animales Mitológicos todavía.
Mi abuelita tenía el pelo mota, mi mamá es negraza y está buenaza, lástima que con la cruza que han hecho las generaciones que las suceden somos una especie de café con leche cortada, pero buena dentadura.
Gracias por pasar.